Jueves, 11 de Enero de 2018 10:55

Neumáticos de invierno, cadenas y los SUV de Hyundai, lo mejor contra la nieve en carretera

por  Jaime Sornosa
Vota este articulo
(1 Voto)

    Con la llegada del invierno, el clima se puede volver muy adverso, como estamos viviendo estos días. La aparición de la nieve en carretera puede suponer un auténtico problema en el momento de la conducción. Por eso desde Hyundai queremos recordar la importancia de disponer, en esta época del año, de neumáticos de invierno y/o cadenas. Disponer de un SUV Hyundai también es una buena solución; nuestra gama de modelos con tracción 4x4, compuesta por los KONA, Tucson, Santa Fe y Grand Santa Fe, siempre responde ante las condiciones más adversas.

    Los neumáticos de invierno son grandes desconocidos en España, pero en muchas regiones de nuestro entorno son una prioridad cuando la temperatura baja de 7ºC. Por debajo de esa temperatura un neumático convencional disminuye su capacidad de adherencia debido al endurecimiento de las gomas y a la baja superficie de contacto con el asfalto. Por ello, las cubiertas de invierno, fabricadas con un compuesto con alto contenido en sílice –que mantiene la elasticidad de las gomas con bajas temperaturas–, presentan un dibujo característico, con unas láminas adicionales que ofrecen mejor agarre y tracción en condiciones adversas, como bajas temperaturas, carreteras mojadas, heladas o nevadas.

    Actualmente, los neumáticos de invierno son una alternativa legal a las cadenas, tras su aprobación en el Real Decreto 2822/1998 de 23 de diciembre del Reglamento General de Vehículos. Con ellas se puede circular sin problemas ni restricciones de velocidad. Por eso, en Hyundai recomendamos emplear este tipo de neumáticos en zonas donde el termómetro desciende de manera habitual por debajo de los 7ºC, incluso en regiones de montaña. Eso sí, el usuario ha de vigilar su desgaste, ya que con temperaturas elevadas el neumático se degrada antes. Al finalizar el periodo invernal, lo mejor es sustituir las gomas de invierno por las de verano y guardarlas convenientemente hasta el año siguiente.

    Diferencia entre un neumático de invierno y un all season

    A menudo muchos conductores confunden los neumáticos de invierno con los All Season (M+S), diseñados para ofrecer un rendimiento equilibrado durante todo el año. Las diferencias principales las encontramos en el dibujo. Las cubiertas conocidas como All Season (todas las estaciones) presentan un patrón de pisada con hendiduras de mayor tamaño que las convencionales (de verano), lo que, unido a su composición más blanda, les proporciona un mejor agarre en todo tipo de condiciones meteorológicas y de terreno; tanto en invierno como en verano. Sin embargo, su rendimiento no es tan sobresaliente cuando las circunstancias se vuelven extremas.
    También existen diferencias en la identificación. Los neumáticos All Season lucen en el flanco el distintivo M+S (Mud + Snow). Este pictograma asegura un mayor nivel de agarre respecto a los neumáticos convencionales en invierno, pero no garantiza un comportamiento óptimo en nieve o hielo. De hecho, estos neumáticos no pueden sustituir a las cadenas en estas circunstancias. Sólo los neumáticos de invierno, identificados como tal, pueden hacerlo. Para reconocerlos hay que buscar en el flanco un símbolo de una montaña de tres picos y un copo de nieve en su interior. Es por ello por lo que en Hyundai recomendamos únicamente este tipo de neumáticos para moverse por carreteras de montaña en pleno invierno, sobre todo en episodios como los que hemos vivido en los últimos días, con carreteras cubiertas de nieve y de placas de hielo.

    Todo sobre las cadenas

    Las cadenas constituyen el sistema más conocido por los usuarios en caso de nieve y hielo. Sin embargo, la relativa complejidad de su colocación, su limitación de uso a 50 km/h, la falta de hábito y la escasez de nieve, salvo en zonas concretas de montaña, hace que el 80% de los conductores españoles reconozca no las ha puesto nunca, aunque las lleve en el coche.

    En el mercado actual encontramos una amplia oferta de soluciones que van desde las más sencillas, como las de spray, hasta las cadenas de última tecnología. Éstas son las más habituales:

    Cadenas en aerosol o líquidas. Se trata de un spray que se aplica sobre la banda de rodadura del neumático para aumentar su adherencia en un momento puntual. Es una solución de emergencia y no aconsejable en situaciones extremas. En ningún caso sustituye a las cadenas convencionales cuando su uso es obligatorio.
    Cadenas metálicas. Son las más conocidas y empleadas, sobre todo por los habitantes de la alta montaña, que equipan sus 4x4 con ellas. Están formadas por eslabones metálicos y ofrecen la mejor relación eficacia/precio, ya que proporcionan una conducción segura sobre nieve o hielo. En su contra destacamos su complicado montaje, el ruido que generan en circulación y que no son compatibles con el uso del control de estabilidad o ESP.
    Cadenas de tela o textiles. Es otra de las soluciones más conocidas y populares gracias a su reducido peso y su montaje sencillo. Se trata de una funda de tela que recubre la banda de rodadura del neumático. Sus ventajas son muchas: la conducción es suave, pueden ser utilizadas con el ABS y el ESP y no dañan la llanta. El mayor inconveniente de esta solución es su rápida degradación.
    Cadenas de red o compuestas. Son similares a las de tela, ya que la funda está formada por una red de cables plásticos revestidos de material textil. La diferencia principal la encontramos en el montaje, que requiere una mayor tensión para asegurar su ajuste al neumático, por lo que necesita de más fuerza. Otras diferencias son el precio, más caras que las de tela, y su mayor duración. Son compatibles con el uso del control de estabilidad.
    Cadenas semiautomáticas. También conocidas como cadenas Spikes Spider, están formadas por una parte fijas, que siempre va instalada en la llanta, y otra parte móvil, que es la que montamos o desmontamos según las condiciones del asfalto. Su montaje es rápido, son muy eficaces cuando hay una gran cantidad de nieve o hielo y su durabilidad es muy alta. En contra tienen su elevado precio. Se recomiendan para uso muy frecuente y para vehículos de alta gama con neumáticos de perfil bajo.

    Sea cual sea la opción de cadenas elegida, es muy recomendable practicar primero cómo se colocan y utilizan para evitar sobresaltos en pleno temporal. Cuando vayas a colocarlas en la carretera, recuerda detener tu coche en un lugar seguro y señalizar adecuadamente tu presencia empleando las luces y los triángulos de emergencia. También es importante utilizar el chaleco reflectante para alertar al resto de conductores.

    ¿Dónde debo colocar los neumáticos de invierno o las cadenas?
    Tanto si optas por cadenas como por neumáticos de invierno, en Hyundai recomendamos equipar ambos ejes; esto significa montar cuatro cubiertas de invierno o una cadena por rueda. Si optamos por montar sólo dos, debemos asegurarnos de hacerlo en el eje de tracción; dependiendo de si es delantera, trasera o total. En el caso de los vehículos 4x4 se ubicarán en el eje que más par reciba.

    Gama SUV de Hyundai: tu mejor aliado en invierno
    Actualmente Hyundai posee una completa gama de modelos con tracción 4x4, los cuales permiten responder a las necesidades de cada cliente, incluso en situaciones extremas como las que estamos viviendo en buena parte del país.

    El último en incorporarse a la familia es el innovador Hyundai KONA. Con unas contenidas medidas y un potente motor turboalimentado 1.6 T-GDI de 177 CV, es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en menos de ocho segundos y superar los 200 km/h de velocidad máxima. Este propulsor va asociado a una eficaz transmisión automática de doble embrague y siete relaciones y a un sistema de tracción 4x4, con la que tendrás todo bajo control en cualquier tipo de terreno. La caja de cambios DCT combina el ahorro de combustible y la diversión de una transmisión manual con la comodidad de un cambio automático. Dispone de dos modos de conducción: Normal y Sport.
    De diseño vanguardista, el Hyundai Tucson es un SUV que destaca por su carrocería compacta y su estética musculosa, donde sobresale la parrilla frontal característica de la marca. El Hyundai Tucson combina materiales de alta resistencia y la última tecnología en seguridad para proporcionar una protección integral a todos los ocupantes. Además del conocido motor 2.0 CRDI, disponible con 136 CV y 184 CV y transmisión manual o automática, el Tucson está ahora disponible con el nuevo propulsor 1.6 T-GDi con 176 CV y con una caja de cambios de doble embrague y siete velocidades DCT.
    El Hyundai Santa Fe, con su variante Grand Santa Fe, son los más grandes de la familia. Se trata de un SUV de modelos 4x4 con una dotación premium de último nivel. Se puede elegir con dos batallas diferentes, incrementando la longitud en 22,5 centímetros (Santa Fe mide 4,66 metros, por los 4,92 metros del Grand Santa Fe). Mecánicamente, las versiones 4x4 están disponibles únicamente con un vigoroso bloque 2.2 CRDI de 200 CV. En el caso de la versión corta puede ir asociado a un cambio manual o automático, mientras que el Grand Santa Fe opta únicamente por la transmisión automática.

    Hyundai a la vanguardia de la tecnología, también en invierno
    Nos decantemos por un Hyundai o por otro, toda la gama SUV 4x4 cuenta con un sistema de tracción a las cuatro ruedas a demanda. Así logra que el rendimiento en la conducción y en la gestión de las curvas sea realmente óptimo. Su conducción en superficies resbaladizas y carreteras desiguales es más segura y mucho más divertida. El sistema avanzado de tracción en control de curvas mejora la agilidad y la estabilidad y distribuye activamente el par mientras se acelera en curva.

    Para afrontar la conducción durante el duro invierno, toda la gama 4x4 dispone de un completo equipamiento adicional que aumenta la seguridad en el viaje.

    Tracción Avanzada de Control en Curva (ATCC). Este sistema incrementa la seguridad y el rendimiento en el paso por curva dirigiendo par a las ruedas que tienen mayor agarre. Además, aplica los frenos controladamente en la rueda trasera interior.

    Control electrónico de estabilidad (ESC) y Estabilidad dinámica del vehículo (VSM). El ESC proporciona, de manera automática e independiente a cada una de las ruedas, la fuerza de frenada necesaria para detener total o parcialmente el vehículo y para evitar situaciones de subviraje y sobreviraje. El Control de estabilidad VSM, por su parte, devuelve la capacidad de maniobrabilidad al volante cuando detecta que el vehículo se encuentra patinando.

    Sistema de asistencia a la frenada de emergencia con detección de peatones (FCA). Este dispositivo, compuesto por una cámara frontal y un radar, monitoriza la carretera para detectar la presencia de otros vehículos y peatones. Si el sistema entiende que existe riesgo inmediato de colisión o atropello, emite una señal de alarma y, automáticamente, activa los frenos para impedir el accidente o minimizar sus consecuencias.
    Suspensión delantera McPherson. Este tipo de suspensión ofrece una mejor conducción y una mayor estabilidad, tanto en aceleración como en frenada. Por su parte, la suspensión trasera Multi-link permite una conducción más cómoda y precisa. Además, ocupa menos espacio que otros sistemas.
    Control de crucero inteligente (ASCC). Este dispositivo de asistencia a la conducción aumenta la seguridad y el confort de marcha. Gracias a él, el vehículo modificará automáticamente la velocidad para mantener la distancia de seguridad con el coche precedente. Una vez que desaparezca el obstáculo, el sistema activará de manera autónoma el acelerador para alcanzar la velocidad establecida por el conductor.
    Sistema anti-vaho. Utiliza diferentes sensores que detectan síntomas de condensación en el parabrisas. En ese caso, el sistema activa automáticamente el climatizador para restaurar y mantener la visibilidad.
    Sistema de Monitorización de la Presión de los Neumáticos (TPMS). Este sistema controla la presión de los neumáticos y avisa al conductor en el caso de que alguno de ellos muestre una presión inferior a la recomendada. Las anomalías son monitorizadas en el cuadro de mandos.

    Recomendaciones Hyundai para el invierno
    Ya hemos elegido el modelo que más nos gusta y hemos decidido entre neumáticos de invierno o cadenas; sin embargo desde Hyundai queremos darte unos consejos extra para disfrutar este invierno al máximo con tu coche:

    - Antes de emprender tu viaje infórmate sobre el estado de las carreteras.
    - Lleva el depósito de combustible lleno y la batería del teléfono móvil cargado y cargador de coche.
    - Guarda ropa de abrigo (guantes, gorro, bufanda, etcétera), una linterna, una rasqueta, un bote de alcohol, etc.
    - Evita en lo posible la acumulación de nieve en el parabrisas cuando esté parado.
    - Retira la nieve del guardabarros de las ruedas delanteras para evitar que se hielen, afectando a la dirección. Si ésta quedara bloqueada, permanece en el vehículo con el motor encendido a intervalos regulares para aprovechar al máximo la calefacción, renovando de vez en cuando el aire.

    Informacion adicional

    • -:

    Ultimos articulos de Jaime Sornosa

    ir arriba